2007-07-30

Noonosología personalísima: Describa su nube

Me dicen que hay una ley, de aplicación en las ciencias humanísticas, que recibe su nombre de un tal Goodhart, y que tiene cierto paralelo con el principio de incertidumbre de la física cuántica. En una formulación reza que:

Cuando un indicador se vuelve un objetivo, deja de indicar.

Un indicador, se entiende, es una variable fácil de medir a través de la cual se deduce el estado de un sistema complejo. Que se vuelva un objetivo es que el sistema complejo en cuestión --que no nos cuesta nada suponer dotado de consciencia y voluntad, en algun grado al menos-- intente manipularlo. Que, dado lo anterior, la dicha variable empiece a separarse causalmente de otras variables del dicho sistema no debiera sorprender.

Ahora, esta duda me atenaza: ¿es signo de una patología cognitiva el encontrar una no muy sutil conexión entre esta presunta ley y el dictum de lord Acton sobre el ineludible agujero negro del poder?


No estoy tan quemado para confundir las cualidades de extensión y de masividad, ¿me hacen la gauchada, ustedes que no creen en las preguntas retóricas? Gracias.

Labels:

4 Comments:

Blogger dolmancé said...

Che, no es tan fácil armar indicadores. Desde el armado de un indicador ya empieza a ensuciarse todo de objetividad.

¿Y qué son las ciencias
humanísticas
?

¿Y cómo es eso del agujero negro del poder?

Por último, un favor: traducí la teoría del agujero negro del poder al castellano rioplatense.

9/8/07 01:21  
Blogger Peste said...

Le iba a contestar --civilizadamente-- que, como con las bombas, una cosa es armar indicadores y otra usarlos, hasta que vi esa palabrita, objetividad, apenas sostenida por un punto. Es de pendejo ocuparse de causas perdidas, ¿no?

Más allá de para quién pueda ser relevante, eso ya me estaba llevando hacia una discusión, al parecer bien llevada, sobre el abuso que cierta gente hace de los modelos de regresión; eso, a su vez, me arrima aún más y como si hiciera falta, a la sospecha de que la macroestructura del contenido de mi cráneo estaría bien modelizada por un queso gruyère.

Las ciencias humanísticas, me han llevado a creer, son las que tienen como objeto de estudio las interacciones de uno o mas humanos.

El poder... está la cita clásica, aquella de que el poder corrompe,
y hay uno que le retrucó que el poder atrae a los corruptibles, de
ahí el chascarrillo pelotudo que relaciona ambas ideas con una
metáfora burdamente mecánica.

Tengo descuidado su weblog; si hay pérdida de tiempo, tratemos de mantener alguna simetría.

9/8/07 08:53  
Blogger dolmancé said...

Es lo que pasó en el INDEC: Trataron de desarmar un indicador. Y explotó.

No se sienta en deuda, Peste. Esto es así, cada cual tiene su kioskito y no podemos andar empalagándonos todo el tiempo. Hay quienes venden golosinas. Yo más bien me dedico a puchos y forros.

Saludos!

9/8/07 14:00  
Blogger Peste said...

¡Ahí'stá el güebo, y no lo pise!

Me ha impresionado, más que cuando fatiga el teclado. Veré de citar la observación en este post, o en uno futuro.

Yo siempre me las arreglo para sentirme en deuda, mi viejo, independientemente de si me voy o no a una particular loma del c... donde no tengo internet por cinco días. Buen moderador haría...

14/8/07 14:43  

Post a Comment

<< Home